Debemos mostrar al mundo los beneficios de la gracia de la salvación que nos da Jesucristo

31509972_2367276396631883_2314639939754524672_oEn la  Carta Pastoral que he escrito al inicio de este curso 2018-2019, he querido recordar nuestras metas y las propuestas más interesantes para trabajar, no sin antes dar gracias a Dios por el Jubileo Diocesano que acabamos de clausurar, pues nos ha hecho experimentar una fuerte renovación interior que ha fortalecido nuestra fe y los vínculos de comunión eclesial, lo cual redundará en una vida cristiana mas viva y entusiasta y en una misión evangelizadora más eficaz y testimonial. Hemos recibido un nuevo aliento del Espíritu Santo para renovar nuestra pertenencia a la Iglesia con sentido de comunión, renovando en nosotros la llamada del Señor a una vida nueva y santa, a una conversión que acrecienta en los fieles las virtudes sobrenaturales de la fe, la esperanza y la caridad. La comunión con el Señor es la fuente y el dinamismo para la comunión con nuestros hermanos. Sigue leyendo

La espiritualidad del Corazón de Jesús marcará nuestra andadura apostólica

sagrado-corazon-jesus-peru-catolicoEl curso que comenzamos ahora va a estar marcado especialmente por la espiritualidad del Corazón de Cristo, para conmemorar el centenario de la consagración de España al Corazón de Jesús (1919-2019). La espiritualidad del Corazón de Jesús hace de nuestra vida una ofrenda permanente con todas sus obras y proyectos; nos invita permanentemente a la adoración de Cristo en la Eucaristía, participando en la comunión eucarística y cuidando la frecuencia del sacramento de la penitencia. Puesto que el pecado ha roto la armonía del hombre con su Creador y su Redentor, nos introduce continuamente en una actitud reparadora: toda nuestra vida se convierte en un culto de alabanza a Dios y en actos permanentes de reparación por nuestros pecados y los del mundo entero. Es una espiritualidad del amor, único motor que ha movido a Dios y que hoy puede mover la historia de la humanidad, hasta instaurar la civilización del amor, convirtiendo los corazones y las estructuras del egoísmo al amor. Es sintonizar con el amor infinito de Dios, con su corazón, para recrear el mundo.  Sigue leyendo

Clausuramos el Año Jubilar en Cádiz y nos adentramos en la espiritualidad del Corazón de Cristo

clausura_jubileo_7_14_09_18-1024x683

Junto con el Cardenal Mons. Fernando Sebastián, sacerdotes y fieles diocesanos, clausurando el Año Jubilar en la S. A. I. Catedral de Cádiz

Acabamos de clausurar el Jubileo Diocesano en Cádiz, que nos ha colmado de dones del Señor durante el curso pasado. Demos gracias a Dios por nuestra Iglesia Diocesana y todas las gracias recientemente recibidas. Hemos percibido con toda su fuerza el regalo de la Iglesia que peregrina en esta tierra nuestra y lo hemos expresado peregrinando a la Catedral. Nuestra predicación, catequesis y reflexión han centrado nuestro corazón en su misterio de comunión para la misión. El curso que comenzamos ahora va a estar marcado especialmente por la espiritualidad del Corazón de Cristo, para conmemorar el centenario de la consagración de España al Corazón de Jesús (1919-2019). En efecto, a través de la Iglesia, entramos suavemente en el Corazón de Cristo para aprender a amar como él nos ama, en un amor permanente de entrega que nos llena y nos satisface, porque la espiritualidad del Corazón de Cristo es una espiritualidad del amor de Dios en nosotros, del amor nuestro a Dios y del amor nuestro al prójimo al estilo de Jesús. Sigue leyendo

Comenzamos el curso con el horizonte puesto en la Cruz, la Eucaristía y la Virgen

Virgen_Africa_2018_08_05_2

Día de la Virgen de África y Clausura del Año Jubilar en Ceuta

Ya avanzados en el mes de septiembre nos encontramos con la novedad de los trabajos, nuevos o antiguos, los cursos a punto de comenzar, y la recogida de los equipajes de las vacaciones. Así es. Me alegro si habéis podido descansar. Y bienvenido sea este curso y también la normalización de nuestras actividades que están a punto de iniciarse, al menos, pastoralmente, aunque para muchos estos meses han supuesto experiencias nuevas y un enriquecimiento en la entrega a los demás, en la convivencia, etc. Me alegra recordar los campamentos de verano, la peregrinación diocesana de jóvenes a Liébana y Covadonga, y, en otro orden de cosas, la clausura del Año Jubilar en Ceuta. El Templo Catedral de Cádiz ha recobrado también su valor para hacernos experimentar la fuerza del evangelio con un acontecimiento cultural y catequético sin precedentes, con la Exposición Traslatio Sedis, que está siendo tan visitada y bien valorada. Demos gracias a Dios por estos momentos de gracia, expresivos y enriquecedores para la fe, fruto de este Año Santo del Jubileo Diocesano que finalizará solemnemente este viernes día 14 de septiembre a las 19:00 horas en la S.A.I. Catedral de Cádiz. Estáis todos más que invitados a este acto grandioso para toda la Iglesia Diocesana. Sigue leyendo

El más bello regalo de Dios al mundo

Bendicion_UCI_3

La Iglesia es el más bello regalo de Dios al mundo, porque Dios habita en ella. El lugar donde recibimos la salvación traída por Jesús es la Iglesia, comunidad de aquellos que, habiendo sido incorporados al nuevo orden de relaciones inaugurado por Cristo, pueden recibir la plenitud del Espíritu de Cristo (Rom 8, 9). Comprender esta mediación salvífica de la Iglesia es una ayuda esencial para superar cualquier dificultad. Sigue leyendo

La emigración es un reto y llamada permanentes para la caridad cristiana

Visita-Ceti_Ceuta-2018-03-26-at-13.53.16La emigración y los emigrantes son un reto permanente para nuestra caridad cristiana.  La tragedia humanitaria que se ha presentado en los últimos meses ha desbordado toda previsión. Ante este drama desproporcionado a nuestras fuerzas, está siendo maravilloso comprobar la respuesta dada por la iglesia diocesana que, a través de innumerables voluntarios de Cáritas y de la Delegación de Migraciones, por su cuenta o como equipos parroquiales, se han volcado asistiendo a los migrantes recién llegados, colaborando abnegada y eficazmente con las administraciones públicas y las fuerzas de seguridad. Muchas gracias por esta colaboración. Ha sido una entrega espontánea que ha puesto de manifiesto la misericordia de Dios. En todas estas personas, más allá de las respuestas políticas nacionales o internacionales que han de darse, encontramos una llamada que no podemos obviar: la solidaridad que busca el bien de cada persona respetando su dignidad.

“Yo amo tus mandatos porque te amo a ti Señor”

Los cristianos, al hablar de los mandamientos y de la necesidad de adherirnos a ellos, hablamos de adherirnos una persona, Cristo, rostro de la misericordia de Dios que viene en nuestra búsqueda y podemos acoger en el amor. Cuando el apóstol Santiago habla de los mandamientos de Dios habla de la Palabra, como observábamos en la Segunda Lectura de este domingo (Cf. St 1,17-18. 21b-22.27). Los mandamientos de la ley de Dios son significativos para el hombre, porque hablan de su corazón: no son una norma extrínseca a sus necesidades y las del género humano. Sigue leyendo