El_cristo_de_san_juan_de_la_cruz-2La Cruz… Esta es la palabra con que Dios responde al mal del mundo. Es una palabra de amor y de misericordia infinita, de perdón y de reconciliación. Jesús carga con el mal del mundo y con nuestros pecados en silencio, pero de forma muy elocuente. ¿Quien dice que Dios no habla, ni responde a nuestras aflicciones y dolores? He aquí su respuesta. Hace falta mucho silencio contemplativo, mucha oración y silencio interior, para escuchar su respuesta. La cruz de Jesús es el signo supremo del amor de Dios para cada hombre, la respuesta sobreabundante a la necesidad que tiene toda persona de ser amada, en medio de las vicisitudes de su historia.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s